La misión “New Horizons” de la NASA ha revolucionado literalmente nuestra comprensión sobre Plutón y sus lunas, y ha arrojado luz sobre la potencial variedad de objetos que podríamos descubrir en el extremo del sistema solar.

 

Han pasado dos años desde el sobrevuelo de Plutón y el próximo objetivo aún se encuentra a 15 meses de distancia, por lo que este parece el momento ideal para evaluar el impacto que ha tenido la misión sobre la ciencia planetaria. En un reciente artículo publicado en la revista “Nature Astronomy”, la doctora Catherine Olkin y algunos de sus colegas tratan sobre lo que conocemos sobre Plutón, su luna Caronte y los muchos misterios que todavía rodean al sistema.

 

“Es un buen momento para hacer una revisión ya que hace menos de un año que conseguimos toda esta información de la misión y han surgido muchas cuestiones muy interesantes que requieren tiempo para profundizar sobre ellas y lograr su total comprensión”, declaró la doctora Olkin, del Southwest Research Institute.

 

La publicación explica lo poco que sabíamos sobre el que fuese planeta anteriormente a julio del 2015. Los científicos sabían que Plutón era más rojo que Caronte y unas dos veces mayor, pero existían enormes incógnitas en cuanto al tamaño y la composición de las superficies de ambos cuerpos celestes. Algunas de las mejores imágenes fueron obtenidas por el Hubble en 1994 y, a pesar de que produjeron información interesante, no fueron tan atractivas como las que resultaron de la New Horizons. El Hubble también es responsable del descubrimiento de sus cuatro satélites más pequeños, Nix e Hydra en 2005, Kerberos en 2011 y Styx en 2012.

 

Meses antes de que la New Horizons llegase a su objetivo principal, comenzó a observar una superficie más compleja de lo que había sido predicho o esperado, y mientras los meses se convertían en días, los científicos constataron que tanto Plutón como Caronte eran bastante complejos. El sobrevuelo, más tarde, mostró que Plutón no era sólo complejo, sino también activo.

 

La característica más intrigante de Plutón, tanto en la imaginación del público como para los científicos planetarios que trabajan en su estudio, es su corazón, llamado oficialmente Tombaugh Regio, y especialmente el hemisferio derecho, conocido como Sputnik Planitia. Se sospecha que la región se formó en una antigua cuenca de impacto y que la interacción con Caronte podría ayudar a mantenerlo activo (el corazón se encuentra en la cara que nunca mira hacia la luna). Algunos astrónomos han sugerido que incluso podría haber un océano bajo el hielo.

 

“Uno de los puntos más destacados de la misión es el descubrimiento de una gran cuenca en Plutón llena de exóticos hielos. Y ver el patrón celular a través de los hielos en la Sputnik Planitia y comprender que son consistentes con células de convección. Existen procesos activos en un mundo tan lejos del Sol”, añadía la doctora Olkin.

 

Pero para los investigadores no se trata tan solo de Plutón. Su gran luna, Caronte, es igualmente emocionante. Los dos objetos se encuentran acoplados gravitacionalmente y ambos muestran la misma cara el uno al otro. También es interesante que Caronte no orbita a Plutón, sino que ambos cuerpos orbitan alrededor de un centro de masa común, externo al planeta enano. Como una danza cósmica entre los dos objetos. Y esa no es la única interacción entre los dos. También comparten materiales, lo que provoca la mancha roja de la luna. “Algo increíble fue el poder observar el polo rojo de Caronte. Normalmente, cuando pensamos en los polos de los planetas como la Tierra o Marte, pensamos en brillantes polos helados pero Caronte tenía este polo que era claramente distinto a lo que habíamos visto anteriormente”, explicaba la doctora Olkin, que también es la científica adjunta del proyecto para la New Horizons.

 

“Ahora comprendemos que este material rojizo probablemente se acumule a partir de moléculas de metano que escapan de Plutón y rebotarían alrededor de Caronte hasta que se adhieren a los polos y se enfrían atrapadas durante el largo invierno, y se transforman mediante radiólisis en estas largas cadenas de hidrocarbonos, estas tolinas”.

 

Hay estudios para nuevas misiones a Plutón, aunque nada ha sido aprobado aún, pero pronto deberíamos poder monitorear qué sucede en el planeta enano con mayor regularidad. El telescopio espacial James Webb será lanzado el próximo año y debería tener la suficiente sensibilidad para poder estudiar el hielo de la superficie de Plutón.

“Si el dinero no fuese un problema, me encantaría volver y enviar un rover. Sería increíble explorar la superficie de Plutón y tomar muestras de las diferentes regiones”, concluía la doctora Olkin.

La misión New Horizons se encuentra en la actualidad en ruta hacia el encuentro con otro objeto, MU69. El sobrevuelo está programado para el 1 de enero de 2019.

 

*Según un artículo de Alfredo Carpineti para IFLSCIENCE.

Publicado en Noticias
Viernes, 13 Noviembre 2015 02:16

Plutón Psicodélico

Los científicos de la New Horizons realizaron esta imagen en falso color de Plutón utilizando una técnica llamada análisis del componente principal para destacar las muchas y sutiles diferencias de color existentes entre las distintas regiones de Plutón. Los datos de esta imagen fueron obtenidos por la cámara a color Ralph/MVIC de la nave el 14 de julio a las 11:11 UTC, a una distancia de 35000 kilómetros. Esta imagen fue presentada por Will Grundy, del equipo de composición de superficie de la New Horizons el 9 de noviembre en la reunión de la División de Ciencias Planetarias de la Sociedad Astronómica Americana (AAS) en National Harbor, Maryland.

 

Pueden leer el artículo original en inglés aquí.

Publicado en Noticias
Miércoles, 11 Noviembre 2015 22:09

Descubrimientos de la New Horizons

Cuatro meses después del vuelo de reconocimiento sobre Plutón, la New Horizons de la NASA cosecha una enorme cantidad de descubrimientos.

Desde posibles volcanes de hielo a lunas giratorias, el equipo científico de la misión New Horizons de la NASA, se halla debatiendo más de 50 emocionantes descubrimientos en la 45° reunión anual de la División de Ciencias Planetarias de la Sociedad Astronómica Americana en National Harbor, Maryland. 

 
Utilizando imágenes de la New Horizons de la superficie de Plutón para realizar mapas topográficos en 3-D, científicos descubrieron que las dos montañas de Plutón, llamadas informalmente Monte Wright y Monte Piccard, podrían ser en realidad volcanes de hielo. El color muestra cambios en la elevación, donde el azul señala terrenos más bajos y el marrón elevaciones más altas. Los terrenos en color verde se encuentran a altitudes intermedias. Crédito: NASA/JHUAPL/SwRI

“La misión New Horizons ha tomado lo que pensábamos que sabíamos sobre Plutón y lo ha puesto de cabeza”, afirmaba Jim Green, director de ciencia planetaria en el cuartel general de la NASA en Washington. “Es la razón por la cual exploramos, para satisfacer nuestra curiosidad innata y responder a cuestiones más profundas sobre cómo llegamos hasta aquí y qué hay más allá del próximo horizonte”.

Para llegar a tal descubrimiento, los geólogos de la New Horizons combinaron imágenes de la superficie de Plutón para realizar mapas 3-D que indican que las dos montañas más inconfundibles de Plutón podrían ser criovolcanes - volcanes de hielo que pueden haber estado activos en un pasado geológico reciente.

“Es difícil imaginar lo rápidamente que nuestra visión sobre Plutón y sus lunas está evolucionando mientras nos transmiten nuevos datos cada semana. Al tiempo que los nuevos descubrimientos se vierten de esos datos, Plutón se está convirtiendo en una estrella del sistema solar”, dijo el investigador principal de la misión Alan Stem, del Southwest Research Institute en Boulder, Colorado. “Lo que es más, apostaría que para la mayor parte de científcos planetarios, uno o dos de nuestros últimos principales descubrimientos en un planeta sería considerado como asombroso. Tenerlos todos es sencillamente increíble”.

Los dos candidatos a criovolcanes son grandes atractivos que miden decenas de millas o kilómetros de ancho y varias millas o kilómetros de alto.

“Estas son grandes montañas con un gran agujero en su cima, y en la Tierra eso generalmente significa una cosa: un volcán”, afirmó Oliver White, investigador de postdoctorado de la New Horizos en el Ames Research Center de la NASA en Moffett Field, California. “Si son volcánicos, entonces la depresión de la cima es probable que se hubiera formado a través del colapso al erupcionar el material desde el inferior. La extraña textura ondulada de los flancos de la montaña pueden repesentar flujos volcánicos de algún tipo que han bajado desde la región de la cima hasta las planicies más allá, pero por qué son ondulados y de qué están formados aún no lo sabemos”.

Mientras que su apariencia es similar a la de los volcanes en la Tierra que emiten roca derretida, se espera que los volcanes helados de Plutón emitan algo similar a un lodo derretido de sustancias como agua congelada, nitrógeno, amoníaco o metano. Si se demuestra que Plutón tiene volcanes, proporcionará una nueva pista importante sobre su evolución geológica y atmosférica.

“Después de todo, no se ha visto nada como esto en la profundidad del exterior del sistema solar”,  dijo Jeffrey Moore, líder del equipo de Geología, Geofísica e Imágenes de la New Horizons en Ames.

 

Larga historia en la actividad geológica de Plutón

 

La superficie de Plutón varía en edad, de antigua a intermedia hasta una relativamente joven, según otro nuevo hallazgo de la New Horizons.

Para determinar la edad del área de superficie de un planeta, los científicos cuentan los cráteres de impactos. Cuantos más cráteres hay, es probable que la región sea más antigua. El conteo de cráteres en áreas de la superficie de Plutón indican que tiene regiones en la superficie que datan hasta justo antes de la formación de los planetas en nuestro sistema solar, hace unos cuatro mil millones de años.

Pero también se ha hallado una vasta área que, hablando en términos geológicos, nació ayer, lo que significa que puede haberse formado durante los diez millones de años pasados. Esta área, llamado informalmente Sputnik Planum, aparece a la izquierda del “corazón” de Plutón y se encuentra totalmente libre de cráteres en todas las imágenes recibidas hasta la fecha.

Nuevos datos obtenidos por la cuenta de cráteres revelan también la presencia de terrenos intermedios o de mediana edad en Plutón.

 “Hemos cartografiado más de un millar de cráteres en Plutón, que varían enormemente en tamaño y apariencia”, dijo el investigador de postdoctorado Kelsi Singer, del Southwest Research Institue (SwRI) en Boulder, Colorado. “Entre otras cosas, espero que los estudios sobre los cráteres como estos nos den importantes nuevas pistas sobre cómo se formó esta parte del sistema solar”.

 

Localización de más de 1000 cráteres cartografiados en Plutón por la misión de la NASA New Horizons

La localización de más de 1000 cráteres cartografiados en Plutón por la misión de la NASA New Horizons indican un amplio espectro de edades de la superficie, lo que probablemente signifique que Plutón ha sido geológicamente activo a lo largo de su historia. Crédito: NASA/JHUAPL/SwRI

 

Bloques de construcción del Sistema Solar

El conteo de cráteres está proporcionando al equipo de la New Horizons un mayor conocimiento sobre la estructura del propio Cinturón de Kuiper. La carencia de cráteres más pequeños a lo largo de Plutón y su gran luna Caronte indican que el Cinturón de Kuiper, una región inexplorada exterior de nuestro sistema solar, es probable que tuviera menos objetos pequeños de los que habían previsto algunos modelos.

Esto conduce a los científicos de la New Horizons a dudar un modelo que había permanecido durante largo tiempo que preveía que todos los objetos del Cinturón de Kuiper se formaron por acumulación de objetos más pequeños, menores de una milla de ancho. La ausencia de pequeños cráteres en Plutón y Caronte apoyan otros modelos que teorizan que los objetos del Cinturón de Kuiper que se extienden por decenas de millas se habrían formado directamente en su tamaño, o cercanamente a su tamaño, actual.

De hecho, la evidencia de que muchos objetos del Cinturón de Kuiper podrían haber “nacido grandes” tiene a los científicos entusiasmados sobre el próximo objetivo potencial de la New Horizons, el objeto del Cinturón de Kuiper de unos 40 a 50 kilómetros de ancho llamado 2014 MU69, el cual podría ofrecer la primera imagen detallada de un bloque de construcción del sistema solar antiguo y prístino.

Lunas giratorias y fusionadas de Plutón

La misión New Horizons también está arrojando nueva luz sobre el fascinante sistema de lunas de Plutón y sus inusuales propiedades. Por ejemplo, casi todas las otras lunas en el sistema solar, incluida la luna de la Tierra, se encuentran en rotación sincrónica, manteniendo una cara hacia el planeta. Este no es el caso de las pequeñas lunas de Plutón.

Los pequeños satélites lunares de Plutón se encuentran girando mucho más rápidamente, donde Hydra, la luna más distante, rota a unas imprecedentes 89 veces durante cada vuelta independiente alrededor del planeta. Los científicos creen que estos índices de giro pueden ser variables debido a que Caronte ejerce una gran fuerza de torsión que evita que cada pequeña luna se asiente en una rotación sincrónica.

Otra peculiaridad de las lunas de Plutón: los científicos esperaban que los satélites se bambolearían, aunque no tanto.

Los datos de la misión New Horizons de la NASA indican que al menos, y probablemente cuatro, de las pequeñas lunas de Plutón pueden ser el resultado de fusiones entre lunas más pequeñas. Si se confirma este descubrimiento con un análisis más extenso podría proporcionar importantes nuevas pistas sobre la formación del sistema de Plutón. Crédito: NASA/JHUAPL/SwRI

 

 “Sospechamos que Plutón tuvo más lunas en el pasado, consecuencia del gran impacto que también creó Caronte”, dijo Showalter.

 

 

Para ver más imágenes y gráficos presentados por los científicos de la New Horizons en la 47° Reunión Anual de la División de Ciencias Planetarias de la Sociedad Astronómica Americana, visite http://pluto.jhuapl.edu/News-Center/Press-Conferences/November-9-2015.php

 Para más información sobre la misión New Horizons de NASA, incluyendo fichas de datos, vídeos e imágenes, visite http://www.nasa.gov/newhorizons

 

Puede leer el artículo original en inglés aquí.

 

Publicado en Noticias